La familia crece: el grupo Big Mamma nos sorprende con Villa Capri, su nueva trattoria en Madrid

Después de la buena acogida del restaurante Bel Mondo, el grupo de restauración Big Mamma da otro paso al frente con Villa Capri, esta vez en la zona de Alonso Martínez, uno de los enclaves más de moda de la capital. ¿Quién dijo crisis y quién dijo pandemia? Desde que hace un año Big Mamma desembarcara en nuestro país, el éxito les ha acompañado, y ya van por su segundo restaurante en Madrid.

Villa Capri nos traslada hasta el sur de Italia. Con una decoración exuberante y colorida, nada más llegar te quedas con la boca abierta. Si hay una cosa que comparten tanto Bel Mondo como Villa Capri es la energía y buen rollo que ambos locales desprenden.

Villa Capri sabe a exclusividad y limoncello. A tiempos de glamour, dolce vita y vacaciones desde la costa Amalfitana hasta el oasis de la isla Capri. Con estos referentes aquí tienes asegurada la desconexión. Te animamos a que vivas una refrescante experiencia a la italiana y disfrutes de su acogedor interior (todo con un toque muy vintage) o de su sugerente terraza repleta de flores.

2 INTERTIORVilla Capri 2 Credit Jerome Galland

Villa Capri cuenta con tres salas y tres ambientes distintos. A este restaurante hay que ir con la misma predisposicion con la que vamos a un museo. No hay que perder detalle porque mires donde mires, cada elemento es una pequeña joya. Lámparas, (algunas de Murano), mesas retro en mármol y suelo de terrazo italiano son detalles de la decoración que no pasan inadvertidos.

La carta, recetas italianas del sur con un toque muy particular

publicar Antipasti 1

Villa capri cuenta con una carta muy extensa a base de productos locales y de temporada, y además, traídos directamente de pequeños productores de la bota que son sus proveedores de confianza. El chef romano Nicholas Amici, es el encargado de crear un producto que ya tiene sello particular. A partir de las clásicas recetas italianas inspiradas en el sur de Italia, ha conseguido elaboraciones ‘muy suyas’ con un toque mediterráneo que nos encanta.

La carta también incluye los clásicos anti pasti, como la Burrata Siciliana, el Prosciutto di Parma o la Bomba brava. Además, cuenta con especialidades como Il gran carpaccio (espectacular, os lo recomendamos para compartir). Y otro punto a su favor: los precios de Villa Capri son muy moderados, algo que también se agradece.

tartin

Nos gustó mucho el Tomate tatin, la famosa tarta tatin con hojaldre, tomates confitados, cebolla pochada, provolone y albahaca. Y tenemos que decir que las pizzas son espectaculares, especialmente la Shuffle Truffle, con una base de ricotta, salsa tartufata, setas y un último toque de escamas de trufa fresca. En Villa Capri reinventan la comida italiana, y lo hacen salpicando cada plato con mucho color y grandes dosis de imaginación.

panacota y tiramisu

Y no hay mejor manera que concluir la comida dejando espacio al postre. Además del clásico tiramisú (lo hacen de muerte!!), nos sorprendió la panacota: cremosa con crumble, cerezas, fresas, albaricoque, arándanos, fruta de la pasión y coco, muy refrescante. Como podéis ver en la foto, ¡no le falta de nada!

Dónde: Calle de Hortaleza, 118, 28004 Madrid. Teléfono: 914 41 62 99

Cuánto: 25-30 euros por persona. Consultar menú, ya que este cambia cada mes.

Reservassevenrooms.com

Consulta otros reportajes de gastronomía que también pueden interesarte:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*