Un recorrido en coche por Hendaya y Anglet, dos bellas localidades del País Vasco francés para disfrutar de un intenso fin de semana

La zona del País Vasco francés, con localidades tan bellas como Hendaya y Anglet, seduce por la intensidad de su belleza. Es un destino con identidad propia, repleto de pueblitos con encanto que bien merecen una escapada para disfrutar tanto de su costa como de la zona del interior. Y si hablamos de veranos con termómetros desbordados, aquí podrás disfrutar del sol, del mar y con temperaturas de lo más agradables.

Hendaya, una preciosa ciudad marinera

laguna hendaya
Hendaya. Imagen: SQV

Comenzamos nuestro recorrido en coche por el País Vasco francés visitando Hendaya, un lugar con mucho encanto y lleno de historia. A 25 kilómetros de San Sebastián, y situada al otro lado del río de Hodarribia, río que hace de frontera natural entre España y Francia, esta localidad marinera se transforma en verano gracias a los numerosos turistas que llegan aquí, tanto de nuestro país como de Francia. Su paisaje diverso y sus pintorescas casas rojas y blancas es lo que más sorprende de la zona.

CENTRO HENDAYA
Calle de Hendaya. Imagen: SQV

Hendaya puede presumir de muchos atractivos, uno de los principales es su bonito casco histórico, con una interesante arquitectura navarra. En el centro histórico del pueblo se alza la plaza de la República, una zona repleta de bares y restaurantes para descubrir lo mejor de la gastronomía franco-francesa, en la que no faltan platos a base de carne, pero sobre todo pescado. El chipirón es una de las propuestas estrellas en la gastronomía de Hendaya (y también de Anglet), incluso el 13 de julio celebra la Fiesta del Chipirón. Es tan popular que son muchos los puestos de comida playeros que ofrecen este delicioso calamar.

El Castillo Observatorio Abbadie

abadia
El castillo Abbadie está situado en un entorno privilegiado. Imagen: SQV

Si algo no falta en Francia son los chateaux. Asi que no se puede visitar Hendaya sin hacer una parada en su afamado castillo, una de las principales joyas con las que cuenta esta localidad. Declarado Monumento Histórico Nacional en 1984, el Castillo de Abbadie está situado a las afueras y se levanta junto a los acantilados en un punto elevado de la costa. Es, sin duda, uno de los lugares claves para disfrutar de fantásticas vistas de la costa vasca. Fue construido en estilo neogótico, entre 1860 y 1870.

Dentro del castillo hay un observatorio astronómico en estilo gótico. Lo construyó el viajero Antoine d’Abbadie, un amante de oriente que llegó a hablar 14 lenguas (entre ellas 4 dialectos etíopes). Te fascinará su historia, así como este mágico lugar que es una parada inevitable en la Costa Vasca.

Playas y mercadillos

playa ondarraitz hendaya
Las playas en Hendaya son ideales para bañarse y aprender a surfear. Imagen: SQV

Junto a los acantilados se encuentra el paseo marítimo Boulevard de la Mer, que une el puerto deportivo y pesquero con dos grandes rocas, conocidas como «Las Gemelas». Por su puesto, uno de los principales atractivos turísticos de esta ciudad costera es su playa. La playa de Ondarraitz cuenta con casi 3 kilómetros de arena fina y dorada que, cuando llega el verano, se llena de veraneantes que transforman la tranquila la imagen de esta localidad.

MERCADILLO PLAYA SQV
Uno de los populares mercadillos en la playa. Imagen: SQV

Lo que tampoco falta en esta zona del País Vasco francés son los coloridos mercadillos con todo tipo de productos de gastronomía de la zona. Hay mercados locales para todos los gustos y en todas las localidades. En Hendaya el mercado es los sábados por la mañana en la plaza de Sokoburu, un lugar super animado que no debes perderte.

Y en ruta hacia Anglet nos encontramos con localidades tan bellas como San Juan de Luz y Bidart. Conocida como la ciudad de los armadores, San Juan de Luz es un enclave de pescadores y uno de los lugares más bonitos del País Vasco francés. Lo que más llama la atención son sus impresionantes acantilados y su casco viejo.

Hacemos también una parada en Bidart antes de llegar a Anglet, destino final de nuestro viaje. Este paraíso costero, sorprende con 6 increíbles playas, un pequeño núcleo urbano y una arquitectura colorida típica de la zona. Además, cuenta con un increíble patrimonio arquitectónico que se descubre paseando por cada uno de los rincones de esta bonita y pintoresca localidad vasca. Destaca el Castillo de Ilbarritz, una edificación del siglo XIX ubicada en la colina de Handia, y con vistas al mar.

Anglet, el paraíso del surf

atardecer anglet
Atardecer en el País Vasco francés. Imagen: SQV

Playas, montañas, jardines y bosque. En la pequeña california francesa no vas a echar nada en falta. Lo primero que llama la atención son los numerosos surferos que llegan hasta aquí para disfrutar de las olas. Anglet es una hermosa zona costera famosa por sus 11 playas atlánticas donde hacer surf, incluidas las de Les Cavaliers y Marinella. Además, el paseo marítimo alberga hoteles y numerosas escuelas para iniciarse en esta práctica.

Poca duda hay de que estamos en zona surfera. La playa de Les Cavalier, en Anglet y muy cerquita de Biarritz, cuenta con olas muy potentes. De fama internacional, es uno de los referentes para este tipo de deporte en la costa vasca. La prueba de que en Anglet se vive el surf como en ningún otro lugar la tienes en la Surf Avenue de Anglet, que se inauguró en 2018, y cuenta con las huellas de ilustres surfistas.

Y a la hora de comer, la cocina del mar.

XIPIRON STREET
Mercado gastronómico en Anglet. Imagen: SQV

No te pierdas el mercado local de Anglet, los jueves y domingos por las mañanas, en la explanada de Quintaou. Y después de disfrutar del mercadillo te recomendamos que te pases por el popular mercado cubierto en Cinq Cantons Halles des 5 Cantons, que se encuentra al lado, y donde podrás descubrir los productos locales más tradicionales. Un lugar muy animado y con una oferta gastronómica muy completa. Nos encantó el puesto Xipiron Street, regentado por Jérome, que te ofrecerá lo mejor de la cocina del mar. Pruebes lo que pruebes, una delicia.  

También te proponemos descubrir las entrañas de la prestigiosa fragata Hermione, una réplica de la del siglo XVIII, que se encuentra en reparación en dique seco y que es similar a la que llevó al marqués de La Fayette a EEUU en la Guerra de la Independencia. Puedes optar por la visita libre o guiada.

PASEO BICI
Entre las muchas actividades que se pueden hacer en la zona, paseo en bici eléctrica. Imagen: SQV

Y si eres amante del turismo saludable y del bienestar integral estás en el lugar ideal. Anglet (y también Hendaya), está repleta de spas donde liberarte del estrés y poner el cuerpo a punto usando los beneficios del mar. De hecho, son numerosos los hoteles que ofrecen este tipo de servicio, como el hotel Atlanthal donde podrás disfrutar de tratamientos exclusivos de talasoterapia, masajes de lodo, duchas y baños marinos. Son muchos los planes que se pueden hacer en Anglet, pero disfrutar de un paseo al atardecer en bicicleta por la playa y después tomarte unas tapas en un chiringuito frente al mar, es sin duda, uno de los más apetecibles.

Otros reportajes que te pueden interesar:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*